Hacker revela que trabajó en la campaña de Peña Nieto espiando a AMLO

El hacker internacional Andrés Sepúlveda reveló al semanario Bloomberg que trabajó en la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto en 2012, espiando a su principal adversario, Andrés Manuel López Obrador, y a la candidata panista, Josefina Vázquez Mota.

Sepúlveda informó que con un presupuesto de 600,000 dólares, financiado por Peña Nieto, creó un ejército de ‘bots’ en Twitter que operaban a favor del candidato del PRI; e intervino las comunicaciones de López Obrador y Vázquez Mota.

En un artículo titulado “How to Hack an Election” (Cómo ‘hackear’ una elección), Bloomberg revela que el equipo de Sepúlveda instaló software malicioso en los routers de la oficina de López Obrador, lo que le permitió acceder a los móviles y los ordenadores de cualquier persona que utilizara la red, incluyendo al propio candidato; medidas similares fueron tomadas contra la candidata panista, Vázquez Mota.

“Cuando los equipos de los candidatos preparaban discursos políticos, Sepúlveda tenía los detalles tan pronto como los dedos de un redactor de discursos golpearon el teclado. Sepúlveda vio reuniones futuras de los oponentes y los horarios de campaña antes de que sus propios equipos lo hicieran”, devela el texto.

El texto da cuenta que Sepúlveda realizó un gasto de casi 50,000 dólares en software ruso que le permitió intervenir teléfonos Apple, Blackberry y Android.

Además, gastó miles de dólares creando al rededor de 30,000 perfiles falsos de Twitter, que mantuvo en operación al menos un año para darles credibilidad, y a través de los cuales daba forma a la discusión de temas referentes al candidato priista.

Uno de los temas impulsados por Sepúlveda a través del ejército de cuentas falsas, es el de que entre más creciera la candidatura de López Obrador, más se hundiría el valor del peso. Sepúlveda estaba consciente de que el tema de la moneda era una vulnerabilidad importante para el candidato de las izquierdas, debido a que lo había leído en las propias notas internas de López Obrador.

De acuerdo al relato publicado por Boomberg, en la noche de la elección presidencial, Sepúlveda realizó miles de llamadas en la madrugada a través de computadoras, a los ciudadanos de Jalisco, con mensajes pregrabados. Parecía que las llamadas eran del candidato de izquierda a la gubernatura de la entidad, Enrique Alfaro Ramírez, lo que molestó a los votantes.

El medio revela que hizo una llamada a la oficina de prensa de Peña Nieto, pero se negaron a hacer un comentario sobre el asunto.

Por otra parte, un portavoz del PRI respondió que no tenían conocimiento de que el equipo vinculado con Sepúlveda hubiera trabajado con Peña Nieto, o con alguna otra campaña priista.

El artículo da a conocer que Sepúlveda, en la noche de la elección presidencial que ganó Peña Nieto, al conocer su victoria, destruyó documentos, teléfonos celulares y discos duros, utilizados para trabajar a favor del político priista.

“Él dirigió a un equipo de hackers que robó estrategias de campaña, manipuló medios sociales para crear falsas oleadas de entusiasmo y burla, e instaló software espía en las oficinas de la oposición, todo para ayudar a Peña Nieto”, sentencia el artículo.

Actualmente Sepúlveda se encuentra preso, cumpliendo una condena de 10 años de prisión por cargos que incluyen el uso de software malicioso, conspiración para cometer crímenes, violación de los datos personales y espionaje, relacionados con el hackeo durante las elecciones presidenciales de Colombia en 2014.

Con información de Bloomberg vía Animal Político

Escribe tu comentario